jueves, 21 de diciembre de 2006

Doctor Nathanson converso a la vida.


Del blog de hombres y ratones

Aragón Liberal (Fernando Inigo en De hombres y ratones) , 21/12/06.-Doctor Bernard Nathanson: el ratoncito genocida que se convirtió. Absolutamente recomendable la lectura de sus libros, llenos de dramatismo, veracidad y esperanza.



Quizá no mucha gente ha oido hablar en España del doctor Bernard Nathason, más conocido en Estados Unidos por el sobrenombre del "rey del aborto". Efectivamente, el doctor Nathason, en los tiempos más oscuros y viles de su biografía como él mismo relata, fue uno de los principales impulsores de la legalización del aborto en Estados Unidos y de hecho fue director durante unos años de la clínica abortista más grande en ese país. En 1969, Nathanson fundó junto con Larry Lader la asociación "Liga de Acción Nacional por el Derecho al Aborto", la cual influyó decisivamente en la posterior legalización del aborto en USA y, más gravemente aún, en el cambio de mentalidad de muchas personas que empezaron a ver en el aborto un derecho inocuo y conveniente y no el crimen monstruoso que en realidad es (siempre que sacan a relucir algunas personas el aborto como un derecho de la "madre", habría qué preguntarles dónde queda el derecho de los niños y de muchos padres arrollados por este espantoso crimen) La labor de este ratoncito genocida fue incansable.

Resulta entre escandoloso y sorprendente las propias confesiones que el doctor Nathanson hace sobre las mentiras y trucos que él mismo fabricaba para lograr el apoyo de la opinión pública en su lucha por legalizar el aborto.

Por ejemplo, y a sabiendas, declaraba que la cifra de abortos ilegales en USA por aquella época era de 1.000.000, cuando en realidad no llegaban a 100.000, o que el número de mujeres que morían por abortos ilegales era anualmente de 10.000, siendo la cifra real 250 mujeres...todo esto, como os podeis imaginar, buscaba concienciar (bueno, más bien desconcienciar) a la opinión pública de que legalizar el aborto era esencialmente una necesidad buena. Como el mismo doctor Nathanson confiesa actualmente con amargura, una gran mentira repetida a los medios de comunicación, tiene la capacidad de convencer al suficiente número de personas.

La cifra de abortos practicados por el doctor Nathanson es de 75.000, entre las cuales figura la de su propio hijo, hasta que en una ocasión, practicando un aborto, oyó mediante ultrasonido latir el corazón del feto, lo que removió tanto su conciencia que dejó de practicar abortos inmediatamente y pasó a ser uno de los mayores defensores de la vida, publicando libros, documentales, dando conferencias, etc.

En 1996, se convirtió al catolicismo recibiendo el Bautismo, la Confirmación y la Sagrada Eucaristía en la Catedral de San Patricio de Nueva York.

Al final de la ceremonia, sus palabras fueron de agradecimiento a quienes, habiendo rezado mucho con perseverancia y fe por él, habían logrado poner finalmente en sus ojos lágrimas de arrepentimiento.

Arrepentimiento y como no, propósito de enmienda y vencer el mal con el bien, noble tarea a la que se dedica ahora el doctor Nathanson movido por la gracia de Dios.

De Universidad Liberal